¿Por qué de esta figura?

S. X, aparición que cambia la estética de la música gracias a la aparición de los primeros tratados de polifonía. Entonces aparece el Ars Antiqua, entendiendo Ars como una traducción mal hecha por el mítico Tratado de Boecio queriendo decir técnica, con un problemón: el tempo. Claro, la música de la época (la que existía) era la del canto gregoriano que era música donde prevalecía el texto por encima de la melodía y cuando empezaron a hacer melodías a la vez a distancia de 4.ª y 5.ª (eso hoy no lo explicaré) y tenían que encontrar alguna forma de ordenar las melodías para que entraran en el momento correcto. Crearon una serie de ritmos fijos que a veces mis profesores quieren ir de guays y los citan (aunque eso está más que anticuado enseñar el ritmo mediante Ars Antiqua). Después de unos siglos, los compositores (que siempre son los innovadores de la música en contraposición de los intérpretes) decidieron crear un nuevo tipo de medida del tempo; naciendo el Ars Nova.

Vale, fue arcaico que te cagas. Empezaron más o menos como ahora, pero envez de poner 2/4 ponían un dibujo. Y aquí entra nuestro amigo del día de hoy; una figuración que todos los músicos conocen pero casi ninguno sabe por qué:

 

El Ars Antiqua empezó con dos claves: la división de unidad del tiempo (o sea, cuánto dura un tiempo) y la subdivisión de cada tiempo. Es decir, si un tiempo dura una negra o qué y en cuantas partes se dividía esa negra (2 ó 3). Entonces todos los compases eran de 3 tiempo por la Trinidad que a su vez viene de que los griegos afirmaron que el número perfecto es el número 3 porque se representaba como 3 puntos (o como en latín: III) puesto que son el principio, el medio y el fin. Por lo que es el número perfecto.

Representar el número 3 sin poner el número 3 es representar una figura geométrica perfecta; es decir, la circunferencia. O sea, en los compases de 3 tiempos se representaba un círculo y los de 2, como es un número imperfecto, un casi círculo; como este símbolo que indica que el compás tiene 2 tiempos.

Sobre la subdivisión de sus tiempos: si está tachado 3 veces, es de subdivisión perfecta (es decir, ternaria) y si es de 2, imperfecta (binaria). Al paso del tiempo, tal y como lo conocemos hoy en día, tiene tan solo 1 raya. Pero en su inicio, ese símbolo tenía 2 rayas.

Por lo que concluimos que este símbolo procede del Ars Nova, siendo la representación (estética de aquel momento) de un compás de imperfecto número de tiempo y subdivisiones (es decir: un 4/4 de toda la vida y que vino después, pero siempre es bonito conocer el pasado pasar comprender mejor el presente.